Todos necesitamos un sueño reparador, y el viñedo también. Ese sueño se produce en invierno. Cuando las plantas han dado lo mejor de sí, cuando el esfuerzo y el trabajo intenso de todo el organismo a lo largo del año han dado su fruto, la uva, llega el merecido...

leer más